NICARAGUA, UN PAÍS POR DESCUBRIR

NICARAGUA, UN PAÍS POR DESCUBRIR
30 mayo, 2016 Karmen Salas
In AMÉRICA, NICARAGUA

QUÉ  VER  NICARAGUA

Nicaragua es un país del que poca información se recibe para el viajero. Sinceramente a pocos turistas nos encontramos por el camino, pero quizás ese sea uno de sus encantos. Yo decidí pasar un mes aquí de voluntariado porque entre todos los destinos que podía elegir éste era del que menos información tenía y por eso me llamó la atención. Estuve durante tres semanas en Managua y después visité otros puntos del país.

Calles de Granada

Calles de Granada

Managua es una ciudad que fue totalmente destruida y que poco a poco han ido reconstruyendo. La ciudad no tiene mucho que ver, carece de un centro histórico y no existe prácticamente ningún edificio emblemático. En mi estancia allí la mayor parte del tiempo lo pasé en “Acahualinca”, uno de los barrios más pobres de la ciudad. Justo al lado se encontraba “La Chureca”, otro barrio que era el mayor vertedero del país.

Vertedero "La Chureca", Managua

Vertedero “La Chureca”, Managua

La primera vez que entré en La Chureca parecía que estaba en otro planeta. Un vertedero siempre es un mundo en otra dimensión donde conviven todo tipo de personas buscando entre la basura para poder sobrevivir. Para mí lo peor de este lugar fue ver a niños tirados en el suelo esnifando pegamento. El olor que produce este lugar es infernal, la suciedad, las enfermedades, el aspecto de los habitantes de este barrio y los perros que daban miedo mirarlos de las infecciones que tenían, está todo contaminado pero aún así yo tenía curiosidad de visitar un lugar de estos.

Vertedero "La Chureca", Managua

Vertedero “La Chureca”, Managua

En realidad mi misión aquí era impartir un curso de fotografía a unos niños que pocas posibilidades tenían para obtener unos estudios y que jamás habían tenido entre sus manos una cámara. Mi experiencia en Managua fue bastante gratificante ya que pude introducirme mucho en la vida de las personas y en la realidad que vivían. La capital no es un lugar seguro, sobre todo el barrio donde yo me encontraba ya que tenía que ir escoltada a todos los sitios, pero nunca llegué a sentir miedo y mucho menos cuando me empecé a relacionar con su gente.

Vertedero "La Chureca", Managua

Vertedero “La Chureca”, Managua

Nicaragua para mí no pasó desapercibida porque me aportó muchas cosas que no me esperaba, aventura, selva tropical, caribe, volcanes… y sobre todo convivir mucho con las personas de allí que fue realmente gratificante.

Después de vivir la experiencia en Managua durante 3 semanas, decidimos visitar algunos lugares del país que merecían mucho la pena.

Granada es una de las ciudades más importantes y antiguas de Nicaragua, es colonial y muy bonita. Posee un centro histórico muy interesante, está llena de museos, galerías y hoteles y se encuentra muy cerca de Managua.

Ciudad de Granada

Ciudad de Granada

Cerca de esta ciudad se halla el “Volcán Mombacho” rodeado de una epectacular selva tropical. Visitar este volcán es muy divertido porque puedes disfrutar de varias actividades. A parte de ver los diferentes cráteres, puedes hacer una gran ruta de senderismo y montar en una de las tirolinas más espectaculares y largas que jamás te hayas encontrado sobrevolando la selva.

Volcán Masaya, Nicaragua

Volcán Masaya, Nicaragua

Desde la entrada de la reserva del volcán se puede subir al inicio de los senderos en un camión que realiza varios trayectos a lo largo del día, una vez que estás arriba eliges el tipo de ruta que quieres hacer y allí mismo puedes contratar la tirolina.

Reserva del volcán Mombacho

Reserva del volcán Mombacho

Muy cerca del volcán se encuentra “El Lago Cocibolca”, una parada obligada si estás por la zona ya que es una maravilla de la naturaleza. Así que si quieres pasar un par de días por Granada, no te puedes perder el volcán Mombacho y las vistas del lago Cocibolca.

Tirolina en reserva del volcán Mombacho

Tirolina en reserva del volcán Mombacho

Para adentrarnos un poco más en el país decidimos recorrer desde Managua hasta San Juan del Norte o Río San Juan en autobús. Realmente es un martirio lo reconozco, pero creo que con las personas que iba querian vivir la aventura a fondo y tambien estuvo bien poder ir viendo el paisaje que es realmente bonito, aunque el recorrido dura unas 7 horas hasta llegar a San Carlos. Una vez que llegas a San Carlos, tocaba coger una lancha rápida durante una hora y media para que nos llevase a Río San Juan, concretamente a El Castillo, nuestro destino final. También tienes la opción de coger un avión hasta San Carlos y desde allí la lancha rápida. El Castillo es un lugar encantador en medio de la selva, super tranquilo  que merece la pena visitar. Su gente son muy amables y te llegan a transmitir la buena vida que llevan allí.

El Castillo

El Castillo

Al día siguiente, tras este largo y fatigoso viaje, contratamos una excursion a la reserva biológica Indio Maiz. Un lugar expectacular donde te adentrarás en la selva y te encontrarás con una gran variedad de flora y fauna, plantas carnívoras, hormigas gigantes e infinidad de monos y plantas medicinales, merece la pena la visita.

Reserva biológica indio Maíz

Reserva biológica indio Maíz

Después de estar en la capital, ver ciudades coloniales, volcanes, lagos y selva, necesitábamos descansar y decidimos que nuestro punto y final del viaje fuese el Caribe, ya que la zona del Océano Pacífico la habíamos visitado en nuestra estancia en Managua. Así que nos dirigimos hacia Bluefields, nuestro punto de partida hacia el Caribe para poder llegar a Laguna de Perlas y Cayo Perlas. Una vez que llegamos tuvimos la suerte de alojarnos en una cabañita que había en el agua y fue una de las cosas más relajantes del viaje. Este lugar lo lleva un español que nos encontramos en el restaurante que regenta que es la cabaña más grande donde también se come estupendamente.

Cabañas en Laguna de Perlas

Cabañas en Laguna de Perlas

Yo era la primera vez que estaba en el Caribe y estuvimos en varios Cayos. Algunos de ellos solo tenían 4 palmeras y unos 20 metros de arena, era increíble que eso estuviera en medio del mar.

Cayo Perlas

Cayo Perlas

Y ésta fue nuestra etapa final del viaje después de un mes recorriéndonos este país, donde he podido disfrutar de una diversidad biológica increíble, de enormes playas en el Pacífico, de la tranquilidad del Caribe, de los inmensos y espectaculares volcanes y lagos, de rutas de senderismo por la selva, ciudades coloniales y una gente encantadora.

Nicaragua me ha aportado muchas cosas diferentes que no esperaba y sobre todo me ha permitido vivir una gran aventura. Es un lugar del que poco se sabe, pero del que nunca os arrepentiréis de ir.

 

Comments (0)

  1. Hola Karmen.
    No conocemos Nicaragua, de verdad es un país por descubrir, este post nos ha hecho sentir como si estuviéramos allí jejeee.
    Tomamos nota para nuestros próximos destinos.
    Saludos amiga. ??

Dejar una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*