MI PRIMERA EXPERIENCIA EN UN BLOG TRIP: KERALA BLOG EXPRESS

MI PRIMERA EXPERIENCIA EN UN BLOG TRIP: KERALA BLOG EXPRESS
30 abril, 2018 Karmen Salas
In ASIA, EXPERIENCIAS VIAJERAS, INDIA

Para todos aquellos que deseen, quieran y puedan participar en un blog trip os animo hacerlo.

Kerala Blog Express 5

Kerala Blog Express 5

Nunca imaginé que viajaría con un grupo de 40 personas que no conocía de nada recorriendo una región durante 15 días en un road trip de más de 1500km. Me lo cuentan y no me lo creo, pero la suerte estuvo de mi lado cuando me apunté al concurso de “Kerala  Blog  Express” en el que fui seleccionada como la participante de España para vivir esta experiencia.

Mi primera aventura en un blog trip iba a ser esta, en un concurso que está muy considerado por todos los bloggers viajeros del mundo.

Cuando empecé a escribir mi blog veía que otros bloggers de viajes visitaban ciudades para fomentar el turismo en ese destino. Para aquellos que aun no lo sepan un blog trip es precisamente esto un intercambio para algunos o un trabajo para otros que te ofrece normalmente la oficina de turismo de las ciudades u otra organización para que publiques tanto en tu blog como en tus redes sociales tu experiencia en el lugar que visitas y des a conocer todas las cosas que ves en tus redes sociales.

Jamás pensé que mi primer blog trip sería internacional y de estas características, uno de los más sonados en el mundo del blogger de viajes. De repente y sin buscarlo un día apareció en mi facebook que alguien se apuntaba a este concurso en el que buscaban a 30 bloggers de todo el mundo para viajar a la India, concretamente a Kerala y poder contar sus experiencias en este increíble pais.

Yo no dudé en apuntarme, teniendo finalmente la suerte de ser la blogger elegida de España para hacer este viaje. El lema de este viaje era “Trip  of  my  life”, el viaje de tu vida. Realmente ellos lo tienen montado de tal manera para que sea el viaje de tu vida y si te soy sincera lo consiguen porque tienen cosas tan increíbles para sorprenderte que cada día es una sorpresa diferente.

Te contaré cuales fueron mis sensaciones una vez vivida mi experiencia.

Mi recibimiento en Kerala fue de lo más peculiar ya que jamás me habían recibido en un aeropuerto con un ramo de 20 rosas rojas y un cartel con mi nombre dándome la bienvenida. Conmigo viajaba en el mismo avión el chico que representaba a Alemania, así que ya en el taxi empezamos hablar con los nervios de a ver con qué nos encontrábamos y con muchas ganas de comenzar a vivir la experiencia. Todo era intrigante porque no sabíamos que nos esperaba los próximos 15 días y teníamos unas ganas increíbles de conocer a nuestros otros compañeros.

Desde el aeropuerto nos llevaron directamente al hotel donde más tarde empezaríamos a conocer a los demás compañeros de viaje.

El primer día nos quedamos en la misma ciudad para hacer la presentación oficial de todos frente al Ministro de Turismo. Comenzamos con una rueda de prensa donde había cámaras de televisión y fotógrafos que lo estaban grabando todo, evidentemente al día siguiente fue sonada nuestra llegada a Kerala en toda la región ya que salimos en las noticias y en la prensa diaria.

Pensábamos que eso de tener prensa alrededor nuestra era solo cosa del primer día, pero no fue así. A la mayoría de lugares que llegábamos había prensa esperándonos y la verdad es que era una sensación extraña a la que ninguno de nosotros estábamos acostumbrados, pero a la vez excitante, creo que a todos nos gustaba sentirnos famosos por dos semanas. Fue divertido.

A partir del segundo día empezamos a movernos de una ciudad a otra. Cada día estábamos en una ciudad diferente y quizás eso fue lo más cansino del viaje porque es muy agotador viajar así pero la organización tenía un itinerario marcado para que no nos perdiéramos nada de lo que nos puede ofrecer Kerala.

Había veces que me daba la sensación de no saber ni en la ciudad que estaba, tenía que centrarme un poco e ir mirando el mapa para saber hacia donde nos movíamos, cosa que no me había pasado antes en ningún otro viaje. Siempre me suelo ubicar bien en todos los lugares que visito pero en este al no haberlo organizado yo y al tener cambios de ciudad a diario era un poco lioso.

No se si pasará lo mismo en otros blogs trip, pero mis sensaciones más increíbles mientras viajaba era cuando llegábamos a un destino y nos recibían de tal manera que nos hacían sentir las personas más importantes del mundo. Es una sensacion extraña y a la vez difícil de describir a no ser que la vivas. Muchas veces se me erizaban los bellos de la emoción de sentir que todo eso lo habían preparado para nosotros y que para ellos todo lo que podían ofrecernos era poco.

Las atenciones eran  las mejores, las comidas las mejores, incluso había veces que nos esperaban con pancartas de bienvenida. A nuestra llegada a los hoteles salían gran parte del servicio del hotel a recibirnos y ofrecernos bebidas, toallas húmedas, regalos y a la salida igual, todos salían fuera a despedirse de nosotros. En realidad ya te digo que viví unas sensaciones que no había tenido jamás.

Había veces que llegaba a hoteles que me quedaba completamente impactada porque nos tenían un espectáculo preparado a nuestra llegada. Por ejemplo cuando llegamos al Hotel Marriot, un hotel super lujoso en Kochi, salieron los empleados a bailar con nosotros. Ellos nos tenían preparado cocos con nuestros nombres grabados en el mismo coco y en la habitación un plato con delicias de chocolate con el nombre de nuestro blog en chocolate también. Este hotel era impresionante, sus instalaciones, su comida , las habitaciones, todo perfecto, incluso nos hicieron un banquete especial y unas clases de yoga al amanecer.

Hotel Marriot, Kochi

Hotel Marriot, Kochi

Otro de los hoteles que fue de mis preferidos es el “Hotel Raviz” en Calicut, donde también nos dieron una increíble bienvenida con una habitación super grande e instalaciones de lujo y una increíble piscina en la que nos dejaron bañarnos por la noche.

Hotel Raviz, Calicut

Hotel Raviz, Calicut

El día que nos alojamos en una zona montañosa estuvimos en “Hotel Vythiri Village” en Wayanad, con piscina privada en mi habitación. Este hotel está enclavado en una zona muy natural y tiene un puente colgante y una piscina infinita.

Hotel Vythiri Village, Wayanad

Hotel Vythiri Village, Wayanad

Uno de los lugares que me parecieron más auténticos fue el “Hotel Sea Shell” Haris Beach Home, en Kannur, ubicado en el acantilado de una montaña a pie de playa en el que pudimos descansar estupendamente después de todo el estrés del viaje. Este hotel era más acomodado, sin tanto lujo pero con un encanto especial.

Su entorno es tan perfecto que merece la pena alojarse allí. El dueño de este lugar era encantador, siempre con una sonrisa para agradarte. Quizás hay veces que no hace falta tanto lujo para sentirte como una reina y yo lo comprobé en este hotel después de venir de otros más lujosos.

 

En este viaje me he dado cuenta que detrás de esta vida de lujos existe la otra India que hace años conocí, el polo opuesto, aquella que me sorprendió tanto. Pero ésta que he vivido en este viaje también me sorprendió porque ni siquiera sabía que existía.

Así que resumiendo un poco mi experiencia en un blog trip, puedo decir que fue positiva porque conoces los lugares de una forma privilegiada, te proporciona mucho material para tu blog y redes sociales y haces mucho networking con los compañeros. Os animo a todo el que pueda hacerlo y a compartir esta experiencia con otros compañeros de viaje.

 

Este post está patrocinado por Kerala Tourism a los que le agradezco enormemente la gran oportunidad de conocer esta parte de la India.

Comments (0)

Dejar una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*